Aunque la designación de un departamento o una persona encargada de Recursos Humanos parece un movimiento obvio, cuando se trata de pequeñas y medianas empresas puede ser omitido por falta de conocimiento o recursos. Esto puede ser remediado de formas que no se traduzcan en una inversión muy fuerte y que ayuden a eficientar la productividad y el bienestar de los trabajadores.

Muchas veces pensamos que los Recursos Humanos son el número de personas que trabajan en una empresa, pero en realidad son los recursos que poseen las personas en la organización. Por ejemplo, puede haber empresas con muchos empleados pero con pocos recursos humanos. Así que, entre más capacitada o más competencias tengan las personas que trabajan en una empresa, tanto mayor será su rendimiento y resultados.

¿Por qué su relevancia?

Es importante para cualquier PyME, contar con un equipo de trabajo que cubra todas las competencias necesarias para poder diseñar, arrancar, implementar y desarrollar el crecimiento de la compañía de una manera sostenida. Hay muchas empresas con mucha inversión que han llegado a desaparecer porque su personal no toma buenas decisiones y no es apto para continuar al paso del tiempo.

¿Qué funciones cumple el departamento en una PyME?

De acuerdo al sitio de Factorial, existen cinco funciones importantes:

  • Planificación, selección y reclutamiento de los empleados.
  • Gestión de nóminas, contratos, gestión de permisos, bajas, vacaciones y beneficios sociales para empleados.
  • Gestión de la retribución, cuyo objetivo principal es ofrecer diferentes incentivos a los empleados para lograr una mejora en el clima laboral.
  • Cuidar el buen funcionamiento del equipo, diseños de planes de carreras y estrategias de motivación para el personal.
  • Negociar temas importantes con los representantes de los trabajadores, como las políticas salariales, conflictos laborales y negociaciones colectivas.

¿Qué alternativa existe para implementar el departamento?

Una excelente opción es encargar la gestión de recursos humanos a empresas con experiencia en estos servicios, ya que brindan una variedad de funciones de apoyo, sin que el empresario tenga que absorber el costo de desarrollar un sector propio dedicado a esto.

Existen también opciones digitales, las cuales, mediante una plataforma en línea, ofrecen diferentes servicios: desde la gestión de trámites administrativos, hasta el soporte y capacitación a los empleados en áreas como la gestión del ahorro, seguro médico y solicitud de préstamos. También existen plataformas para la gestión documental y la digitalización de documentos que facilitan el trabajo desde cualquier ubicación.

Es importante considerar que la implementación de este departamento no es un gasto innecesario, sino una inversión para contar con trabajadores preparados, productivos y leales.