A la hora de desempeñar el trabajo desde casa, no solo es importante contar con las mejores herramientas a nivel tecnológico. Es vital seguir unas consignas para alterar lo menos posible la jornada laboral.

teletrabajo

La movilidad laboral ha pasado estos últimos días de ser una opción de flexibilidad, o un proyecto futuro, a ser lo habitual en muchas empresas tecnológicas y no tecnológicas. El actual estado de alarma decretado por el Gobierno de España, ante la expansión del coronavirus, ha llevado a muchas compañías a desplegar todo tipo de opciones para facilitar a los empleados la continuidad del negocio. 

Si bien no se trata de medidas directamente tecnológicas, son vitales para poder desempeñar el trabajo de la mejor manera.

Pautas para teletrabajar

  • Buscar el lugar idóneo. Es preferible elegir un espacio lejos de televisiones y zonas de tránsito para evitar interrupciones y distracciones, con buena iluminación y con un mobiliario apto para trabajar durante varias horas. 
  • Cambiar la contraseña de la clave WIFI y del router. Esto ya era recomendable pero ahora lo es más, ya que el teletrabajo lleva la oficina a casa por lo que la conexión que se utilice para manejar información confidencial debe ser lo más segura posible.
  • Copias de seguridad. Ante desastres o infecciones de ransomware es importante tener un plan B. En muchas ocasiones tener la información importante guardada en un disco duro puede salvar todo el trabajo de mucho tiempo.
  • Almacenaje de doumentos. El orden es imprescindible, más si cabe para trabajar desde casa. La incorporación de elementos que permitan la custodia y clasificación del material de forma sencilla e invisible es un elemento clave en todos los entornos home office.
  • Soluciones para reuniones por videoconferencia y trabajo colaborativo. El hecho de estar trabajando desde casa no frena las reuniones. Éstas toman ahora otra dimensión realizándose por videoconferencia y para ello es necesario contar también con el espacio adecuado. También es conveniente disponer de una plataforma en la nube para poder trabajar en entornos digitales de colaboración que posibiliten gestionar los recursos en remoto sin necesidad del presentismo.
  • La zona habilitada para el trabajo conviene que esté separada del resto del hogar. Bien por una puerta o utilizando paneles fonoabsorbentes que consigan aislar esta área de trabajo y favorecer la concentración, incluso cuando se produzca en momentos espontáneos de bullicio en el hogar familiar.
  • Finalmente, es importante no perder la relación con los compañeros. Hay que procurar mantener la relación entre empleados. La tendencia es la creación de formatos de videoconferencia entre compañeros, ya que es una manera de evitar la soledad, potenciando de esta manera la interrelación y la felicidad.